Todo cambia….

Cuando depositas todas tus energías en conseguir tu objetivo, al final hay parte del mismo que se acaba materializando.

Es lo que tiene la positividad, esa actitud que todos deberíamos desarrollar, pero desafortunadamente no llevamos en los genes. Porque así todo cambia..

 

positividad
Insolente (Internet)

Pero hay mañanas que se activa sin querer, sin más, como quien no quiere la cosa, y comprendemos que nos sentimos mejor si pensamos en positivo, si creemos en nosotros, porque debemos ser los primeros que nos animemos a nosotros mismos a conseguir las cosas…

 

En todas partes…

Era complicado apartarlo de su mente, porque estaba en todas partes. Desgraciadamente.

Tenía la sensación de no poder dejar de pensar en él, porque por poco que habían vivido juntos, o casi nada para ser sinceros, estaba en los pequeños detalles

pensativa
En todas partes (Internet)

A pesar de que sabía que no tenía posibilidad de cruzarse con él, lo buscaba cuando iba por la calle. O bien pensaba demasiado en él cuando su cabeza volaba a otros lugares. O se quedaba mirando descaradamente a alguien que le recordaba, en cualquier pequeño gesto, a él.

Sabía que no tenía sentido, pero estaba en todas partes, en demasiados lugares, y todo porque su mente se empeñaba en jugarle malas pasadas. Y ahí estaba ella, débil como siempre, para caer en las trampas de su mente…Para pensar en él, para no apartarlo de su pensamientos

 

La indecisión

La indecisión la llevó a pensar que aquella relación no estaba hecha para ella. Por tanto, pensó durante horas hasta que tuvo la certeza de que estaba en lo cierto, en lo que quería, y una vez tuvo clara la idea que rondaba por su cabeza, pasó a la acción.

Quiso que entendiera que no estaba dispuesta a continuar echando a perder su vida, y tampoco quería que él se cegara y estuviera esperando que aquel bache se solucionara.

indecisión
La indecisión (Internet)

Porque no podía solucionarse. Llevaban demasiado tiempo dando patadas hacia delante a sus diferencias, que los alejaban cada día más, pero no querían asumirlo. Hasta que uno de los dos fue valiente e hizo de tripas corazón. Y en esta ocasión, fue ella la que decidió que no podía continuar así…Nunca más…y rompió con la indecisión…

En el ecuador…

Ahora que me encuentro en el ecuador de una etapa, en lo que a la edad se refiere, quiero pararme.

No pararme a pensar, eso lo hago demasiado, más de lo que debería, y así me va. Plantarme para replantearme las cosas.

Tengo la sensación de que hay demasiados sueños rotos metidos en el cajón del olvido y no he sabido rescatarlos de él y hacerlos realidad con la ilusión renovada para conseguirlos.

Me planto, hasta que se me olvide y vuelva a ser la misma tonta de siempre. Quiero dejar de ser aquella que no mira por sí misma y sí por los demás. Porque si nadie sabe interpretar lo que quiero y hacerme el camino más fácil, o lo que no digo o quién soy, no tiene sentido estar pendiente de los demás. ¿Por qué me tengo que centrar en nadie si nadie lo hace en mí?

Ahora voy a pedir ser un poco más egoísta, de verdad, para centrarme en mí y no en nadie. Para centrarme en mis objetivos y no en hacer realidad los de los demás. Para centrarme en lo que creo que me hace feliz y no en lo que alegra a los demás. Y que nadie se moleste. Porque no siempre se puede una descuidar para cuidar y mimar a los demás.

 

velas de cumpleaños
Las velas de cumpleaños

Ahora prefiero replantearme quién soy y quién quiero llegar a ser. Aunque lleve unos cuantos años de retraso. Parece que nunca es tarde. Quiero caminar por donde me apetezca y no por donde me digan los demás. Quiero hacer lo que me corresponde, adecuado a la edad que tengo, no lo que me imponen. Quiero que alguien se fije en mí y quiera centrarse en mí sin caprichos, sin decir adiós un día de repente, sin condiciones…

A veces hay que pararse, en seco, y mirar al interior de cada uno y no tanto al exterior, en derredor de uno mismo…

Ahí queda, éste es uno de mis deseos para esta nueva etapa, para este nuevo año…

 

Ninguno quiso hablar…

Ninguno quiso hablar, por miedo a estropear el momento vivido.

Pero al final, fue ella la que alargó su mano hasta la de él, para expresar lo que había supuesto.

Y aunque no hizo falta nada más, ella quiso añadir que había sido un placer.

Porque llevaban mucho tiempo pidiéndose a gritos, deseándose en la lejanía y llegado el momento, se habían cumplido las expectativas. A pesar de que les costó encontrarse…

ninguno quiso hablar
Ella alargó su mano… (Internet)

Insolente

Prefiero hablar y parecer, a ojos de los demás, una insolente.

Porque estoy cansada de callarme para no estropear las cosas. Total, si las cosas nunca estuvieron bien, para qué fingir que no pienso lo que pienso. Callarme fue una opción que hoy en día no lo es.

Si soy una insolente o una borde quizás el problema no es mío. Es que hablar alto y claro nunca fue una buena opción para quien prefiere callar la verdad, para que no lo sepas, para que la realidad no salga a la luz. Pero llega un momento en que dejas de ser la tonta callada y sueltas las cosas.

Porque ahora no me importa nada. Hace meses sí quise callarme, porque quería saber si te importaba, si podía estar ahí para ti, pero ahora tristemente no tengo nada que perder. Por eso quiero saber la verdad, y si no me la vas a contar intentaré saberla yo, por mis propios medios. Y si no, prefiero olvidarme y ser olvidada.

insolente
Insolente 

Pero no creas que soy tonta, insolente sí. Mucho. Y aún cuando me hice la tonta, tampoco lo fui, pero preferí ver cómo se sucedían las cosas. Ahora no. Ya conozco tus posibles justificaciones, tus calladas por respuesta, tus salidas de tono e intentar hacerme parecer que soy yo el problema.

Estoy cansada de ser la mala, la que no se calla y replica cuando parece que no debe hacerlo, estoy cansada de comerme mentiras y aguantar. Si alguien quiere venir con verdades, sin ocultar ni callar nada, genial, sino, absténganse.

Seguiré siendo la insolente, porque no me han educado para callarme y aguantar, para tragar las milongas que vengas a contarme. Porque soy una tía a la que le gusta ser sincera, realista, precisa, concisa y habladora. Soy de esas a las que le gusta conocer a la gente, estar pendiente de sus pequeñas o grandes cicatrices, de sus dudas, de converger en puntos en común. Me gusta ser mimosa y cariñosa con quien lo merece y se deja. Y me gusta ser yo. Si a alguien no le gusta, no tengo otra cara, no puedo mostrar otra cara. Y por eso no me gusta encontrarme con gente que tiene un doble matiz.

Los sueños en la mochila

Tenía miedo a quedarse estancada. Sobre todo cuando miraba el calendario y veía cómo pasaban los días…

Por ello decidió coger su mochila, cargarla con sus sueños y marcharse…

No sabía dónde, ni cuándo encontraría aquello que le hiciera feliz, pero sabía que no había otra manera de encontrar el camino si no era comenzando a rehacerlo…

Por ello decidió mirarse una última vez en el espejo antes de marcharse…sin mirar atrás, sin echar de menos…

 

mochila con sueños
La mochila llena de sueños (Internet)

 

Tras sus gafas de sol

Se escondió tras sus gafas de sol justo cuando pasó por delante del bar en el que sabría que se lo encontraría.

Porque guarecerse tras aquellos oscuros cristales le daban ventaja y podía mirar hacia la puerta de aquel establecimiento sin pudor, sin tener que guarecerse ni guardar la timidez en un cajón.

chica observa a chico
Ella pasaba observándolo

Y es que, observar a aquel chico era lo que le daba vida. Se levantaba pensando en aquella premisa, poder verlo de camino al trabajo y aunque precisamente por delante del bar tardaba unos minutos más, merecía la pena dedicar aquel tiempo a recorrer esos metros.

Al pasar por delante de aquel establecimiento su corazón, día tras día, le daba un vuelco. Porque sabía que, a la hora en la que tenía por costumbre pasar, el estaría apostado en la puerta, esperando ver ese meneo simpático de cintura que le caracterizaba.

Él tampoco escondía su deseo de poder encontrarse con ella, pero nunca, ninguno de esos días, se propició el intercambio de una sola palabra…Y eso era lo que les corroía por dentro a cada uno de ellos, que siguieron buscando en ese momento su coqueteo con el otro…

Decepciones

La vida está llena de decepciones, y aunque intentes mirar a otro lado, te acaban asaltando, porque tienen el don de encontrarte, allá donde te refugies…

Por eso no vale esconderse, porque es un sinsentido que no te será infalible…

decepciones
Decepciones (Internet)

No tienes nada que hacer contra ellas…Estás perdido si intentas emprender una batalla en su contra…

Pero no te quedes quieto ante las decepciones y la insensatez de los demás, porque entonces sí estarás perdido. Lucha, para que no te salpiquen y juega limpio, para que no te tachen de entrar en el mismo juego…